Sorpresas blogueras…

Me ha dado por pensar. Y con esto no quiero decir que sólo piense en determinados momentos. Noooo. Pienso mucho, yo diría que algunas veces demasiado.

Pero… a lo que vamos… las sorpresas que me da este mundo de los blogs y sus blogueros.

Alguien ha llegado hasta mi blog, le ha gustado y me sigue. Hace comentarios y se pasa por allí de forma habitual. Un día me llega un email suyo en el que me cuenta cosas de su vida, problemas personales, sentimientos íntimos. Yo leo e intento no dar ningún consejo, ni mi opinión, ni nada que suene demasiado personal, porque al fin, lo ignoro todo de esa persona y hasta me da algo de pudor conocer sus asuntos más íntimos. Así que navegando entre querer solidarizarme con sus problemas y no ser demasiado “cotilla”, le contesto de la forma que me parece más apropiada.

Me contesta diciendo que soy muy amable, comprensiva y cariñosa.

Pasan los días y, de repente, esa persona que me ha “abierto su alma” deja de pasarse por mi blog y parece que no me conoce de nada. Por supuesto, sigo viendo que está en otros blogs.

No me siento engañada, ni dolida, ni decepcionada, sólo sorprendida, pero la situación me ha recordado esas escenas en las que el protagonista está sentado en la barra del bar y llega un desconocido y vuelca en él todas sus frustraciones y dolor.

Supongo que en este espacio que compartimos, de habitual suelen ocurrir estas cosas. Yo las acepto, pero no acabo de entenderlas.

Con el tiempo vas sintiendo cariño por las personas que pasean por tu blog y por las que visitas en los suyos. Por eso y aunque no es el caso de lo que os cuento antes, sientes algo de tristeza cuando ves desaparecer a determinados blogueros. Es lo que me pasó cuando desapareció Madame Bovary, Emma. Una bloguera que me fascinaba y a la que tenía un gran cariño. Pero también sonrío cuando leo a ese otro bloguero que casi nunca me pone un “me gusta” ni un comentario, pero sé que me lee.

Hoy es martes, día de otoño. Sigo pensando en ello, pero creo que durante el tiempo que he navegado por aquí he recibido más cariño que decepciones o tristezas.

Por eso, queridos todos, os deseo una semana estupenda y aquí seguiré, sorprendiéndome y espero que sorprendiéndoos cada día.

 

 

Anuncios

104 comentarios el “Sorpresas blogueras…

  1. A mi ya sabes (y además es de dominio público) que me “tiés namorao perdío” dicho esto, es cierto, en este submundo que se esconde tras los blogs y mucho más aún tras los perfiles de facebook, no quedan muchas esperanzas de que poco a poco y cada vez más se vaya deshumanizando y alejando unos de otros como imán puesto del revés.
    Bueno, lo positivo de la moraleja querida… es que siempre nos quedará París.

    Besos de esos de los de… [ léelo como un suspiro ] Y unos buenos días.

  2. María bella, eso pasa todo el tiempo. Yo también pienso en eso aveces. Creo que según vamos adquiriendo seguidores y seguimos a los demás, tenemos cada vez menos tiempo para atender a los otros como quisieramos. Yo aprecio los que me siguen, cuando me siguen y me leen. Tu me lees cada rato y te estoy muy agradecida. Y aunque creas que no te noto, lo hago. Y me alegra mucho, me siento halagada cuando lo haces. Sigue escribiendo, corazón. Siempre hay un grupo que estará todo el tiempo contigo. Besos.

    • De eso estoy segura, Mel, que hay un grupo de personas que aún en la distancia y a través de la pantalla seguirán compartiendo su cariño conmigo. Y a los que pasan como aves viajeras también les estoy muy agradecida porque entiendo que, cuando se tienen muchos seguidores y poco tiempo, es difícil encontrar tiempo para leer y comentar. Es lo mismo que me pasa a mí, muchas veces, que intento visitar los más posibles, pero me niego a poner un “me gusta” si no lo he podido leer. Sé que notas mi presencia como yo noto la tuya y por eso seguiré aquí con vosotros.
      Un besazo enorme, mi niña.

  3. En parte te comprendo, María. Hay bloggers que ya no se pasan por mi blog, pero sí están presentes en otros. Incluso algunos me dejaron de seguir sin motivo aparente, o me siguen pero nunca han interactuado con mis publicaciones. No obstante, no debemos caer en el error de escribir para otras personas o para obtener una reacción externa. Escribimos porque nos gusta, nos libera, nos hace sentir bien y porque amamos las palabras. Lo demás al final sólo es aire…
    Lo malo que tiene esto, es que no podemos controlar quién nos lee, ni podemos bloquear a personas que no forman parte de la blogosfera. Sin embargo, es bonito que alguien se habrá a nosotros y nos cuente algo que para él o ella resulta importante, pues le aportamos seguridad y confianza, así que no te sientas mal por ello. Si ya no se pasa por aquí, él se lo pierde 😉
    Un abrazo.

      • Hola, Pablo.
        Entiendo que las personas pasen por un blog y luego no vuelvan a pasar, por el motivo que sea, pero lo que no entiendo es que alguien te cuente cosas íntimas y luego como si no te hubiera “visto” en la vida. De ahí que me viniera a la cabeza esa escena que os cuento de la película. Pero bueno, también tienes razón cuando dices que es bonito que alguien confíe en ti para contarte sus cosas.
        Por lo demás, escribo porque me encanta hacerlo y por eso y por vuestro apoyo, lo seguiré haciendo.
        Un abrazo valenciano y gracias.

  4. Escribe, lee; para todo lo demás, la vida en directo…
    Si nos obsesionamos con hacer aprecio a situaciones como la que describes, estaríamos todo el día medio amargados, y eso no puede ser. Lo dicho, escribe, lee, disfruta, nada más.
    Un beso.

    • Me das muy buen consejo, Jose y que además voy a seguir. Escribiré, leeré y viviré. Si encuentro (que ya he encontrado) por aquí algunos buenos amigos ¡maravilloso! y a los que tan solo crucen por mi vida y me dejen sus confidencias, pues… les oiré y seguiré escribiendo.
      Muchos besetes.

  5. Creo que no debes pensar mucho más en ello. A todos nos pasa más o menos lo mismo y creo que es más bien cuestión de tiempo e incluso a veces de despiste. Cada cual tiene circunstancias de vida diferentes que nos condicionan. En mi caso hay días que leo unos blogs y otros no según el tiempo o la casualidad.
    Insisto, no hay que darle demasiada importancia. Tu sigue escribiendo, me encantan tus entradas, aunque no las vea todas.
    Un abrazo

    • Gracias, María!
      Lo de hoy ha sido un desahogo entre amigos. Yo misma no puedo entrar siempre a todos los blogs que sigo, por eso entiendo que los demás lo hagan también. Lo que no entiendo es que me hagan confidencias íntimas aún sin conocerme. Aunque quizás deba sentirme orgullosa por inspirar confianza no? 😉 😉
      Así que no le daré importancia y escribiré como siempre lo he hecho.
      Un gran abrazo!

  6. A mí es algo que nunca me ha pasado, pero entiendo cómo te sientes. Lo mismo es como otros que desaparecen sólo una temporada y luego vuelven con más ganas. Nunca se sabe, María. En cualquier caso, no merece la pena darle muchas vueltas al asunto.

    Besetes de martes otoñal y sigue escribiendo que estamos encantados de leerte.

    • No, Javi, ya no la daré más vueltas! El que quiera venir y quedarse estupendo, pero el que quiera venir y pasar también será estupendo. Tan sólo se trata de poner cariño, pero tener siempre un as en la manga.
      Gracias, guapo!
      Un besazo y sí, seguiré machacando con “mis” cosas.

  7. Querida María, las “sorpresas blogueras” son las sorpresas de la vida misma y, aunque las conozcamos, siguen haciendo mella en nuestros sentimientos. Yo misma me detengo con mis blogs y con los de los demás, es tiempo que me doy para respirar otros aires, para escribir, para cumplir obligaciones. Por el camino, sí, reconozco que dejo en desamparo a quienes me siguen y a muchos de los que sigo o he seguido. Es imposible abarcarlo todo y eso agobia.
    Pero no es esto lo que a te duele más, es ese recurrir a ti, María, de forma privada y, después… el silencio ingrato.
    Y en el caso de nuestra querida “madame bovary” no ceso de preguntarme que ha sido de ella, una de las mejores blogueras en la que la amistad ya había fructificado entre algunos de nosotros. Me duele su ausencia.
    Escribir, comunicar, es lo importante, María. Te lee muchísima más gente de la que te crees, no importa que no quede reflejado en el blog, lo importante es que disfrutan de tus escritos.
    Siento haberme alargado, amiga.
    Muchos besos y que el ánimo no decaiga.

    • Mi querida, Isabel!
      Tú eres un ejemplo claro de que a través de un blog se puede llegar a labrar una buena y sincera amistad. Y por eso sabes que eso es exactamente lo que he sentido. Ni tristeza, ni dolor, sólo desconcierto. Pero de todo se aprende y yo seguiré oyendo a quien me busque, pero me protegeré para poder seguir aquí. Escribiendo, compartiendo con vosotros y disfrutando.
      Gracias, amiga mía, por estar.
      Ay, Madam Bovary, Emma! Me gustaría que alguien me dijera qué ha pasado. Yo también le tenía un gran cariño.
      Besos de martes en un día otoña,l por estas costas.

  8. Cuando además de los me gusta y los comentarios en el blog, se cruzan correos más personales, se crea cierto afecto que luego cuando deja de existir esa comunicación se echa de menos.
    Yo también echo en falta a “Madame Bovary, Emma”, me gustaba mucho como escribía.
    Besos.

    • Eso es lo que hay que controlar, visto lo visto, Alberto 😉 😉 Pero, como le digo a Isabel, de todo se aprende y yo soy una alumna, en ese sentido, aventajada.
      Los que “conocíamos” a Emma Bovary, creo que siempre la echaremos de menos.
      Un besazo desde aquí.

  9. Creo que pasa justo con en nuestras relaciones diarias en la vida real, fuera de teclados y pantallas.
    Sigue escribiendo y compartiendo lo que te apetezca. De la misma manera que lo vas haciendo, y de la misma manera en la que nos miras y te miramos.
    Un abrazo, María.

    • Es la vida misma, Gema! Lo sé, por eso seguiré escribiendo, compartiendo y agradeciendo todas las miradas que dejáis en mi blog. Ya sabes, sin vosotros no existiría.
      Un abrazo fuerte, fuerte.

  10. Creo que es algo inusual y no debes quedarte con eso, sino con el aprendizaje y la reflexión que compartes con nosotros para hacernos participes de algo que es tan real como la vida misma. Hay gente que llega y se va, y gente que se queda. Y estos ultimos son los que merecen la pena conocer.

    Un millon de sonrisas, Maria!

    • Precisamente sólo intento quedarme con la sensación de que, en algún momento, a una persona le hice un favor al escucharle. Contarlo, para mí, ha sido compartirlo con personas que sé que me entendéis. Y a los que se quedan, estoy muy segura que vale la pena conocerlos.
      Muchas gracias, mi niña y muchos besetes.

  11. Lo que si me he dado cuenta y esto es por todos en general y por nadie en particular es que (en mi caso) ahora mismo tengo según el último seguidor que se ha agregado 647 de los cuales digamos que unos 50 o 60 son habituales en mis publicaciones y algunos menos asiduos en los comentarios, por lo que si bien mi patio de corrala ha crecido en vecinos, seguimos siendo los mismos los que nos asomamos a la barandilla a cotillear entre nosotros, ¿donde se meten el resto de vecinos? ¿Porqué se vienen a vivir a nuestra comunidad si no quieren saber nada del resto de vecinos? No lo entiendo y la verdad tampoco me voy a romper la cabeza por ello (primero tendría que tener cabeza) Estoy bien con los que tengo a mi alrededor que los que se queden detrás es asunto de ellos y sus circunstancias. Besos guapa.

    • Hola Antonio!
      Creo que con tantos seguidores o blos que seguimos, es casi imposible poder entrar en todos y hacer acto de presencia. Cuando alguien nos descubre se siente inclinado a seguirnos, pero ¡claro! al final asomarnos a todos los patios de vecinos que nos gustan es tremendo. Yo, frecuento los que me resultan más cercanos y me inspiran cariño. Ahora, lo que nunca haré será intimar con alguien y luego hacer como que no le he visto en mi vida.
      Pero bueno, yo voy a seguir siendo como soy.
      Gracias, guapo y te dejo un besazo bien grande.

      • Cierto, una cosas son visitas esporádicas, que todos hacemos a distintos espacios pero sin más, algún comentario poco más, pero intimar intimamos con aquell@s que nos ofrecen algo que nos llama la atención y nos atrae y es cierto sería de muy mala educación a los dos días si te he visto no me acuerdo (Esto se deja para las noches de fiesta) 😉

  12. Como bien dice Isabel, esto es como la vida. Un espacio en donde cabemos todos, cada uno con su historia, dentro de unos límites más o menos de “convivencia” aunque sea a través de la pantalla. Cierto que te encariñas con aquellos a los que sigues desde hace tiempo y que de alguna manera forman parte de tu vida “ordinaria” por intercambio de opiniones o e-mail. Y por contra también te decepcionan, la vida es también así. Démosle la importancia que merecen aunque a veces nos afecten a los sentimientos en donde no manda nada más que el corazón y ese…es imprevisible. Feliz día.

    • Gracias, corazón!
      Esto es una parte más de la vida real. Con sus decepciones y alegrías. Por eso no quiero darle demasiada importancia. Dejar aquí lo que he sentido ha sido como una terapia porque sabía que iba a encontrar muchos ecos cordiales y mucho cariño. Protegeremos el corazón, pero nunca frente al cariño que nos demuestran los demás antes un traspiés de la vida, por pequeño que sea.
      Feliz noche y un abrazo.

  13. Es algo natural amiga no te amargues, no te enganches emocionalmente con nadie, todos vamos y venimos a veces el factor tiempo es fundamental…no es por nada en especial, no pienses que esas personas no pasan por tu blog por que no les gusta, a veces no les gusta lo que publicamos hoy pero otro día les gustará…así fluimos todos en libertad…pero a mi me gusta mucho tu blog de echo te sigo en facebook…abrazos…

    • El tiempo, el tiempo es la clave para movernos por los blogs. Yo sé que cuando las personas desaparecen no es porque no les guste mi blog, sé que en muchos casos tan sólo es por eso, la falta de tiempo, pero a veces es difícil no implicarte un poco más ante ciertas confidencias. Intentaré no hacerlo en el futuro.
      Muchas, muchas gracias por tus palabras y un besazo enorme.

      • Me meto en la conversación.
        Recibo más de 300 mensajes por dia y los leo un poco en la mañana y otro poco en la noche.
        Pero estoy hasta las dos de la mañana. Tambien de tarde saco muchos.
        El problema es que también tengo que escribir novelas y en el blog.
        No es nada fácil.
        Un abrazo.

      • No es fácil es cierto Luis, y es una lástima pues por falta de tiempo, nos perdemos las interesantes escrituras de otros blogueros…abrazos…

  14. Si que veo que a todos nos pasa lo mismo, parece que todo el mundo nos quiere pero si desaparecemos somos sustituidos por otros y aqui no pasó nada jejeje. Bueno creo que siempre hay gente mas profunda y otra mas superficial y se nota aunque no nos veamos, besss guapa

  15. Bueno, ya te lo han escrito por ahí arriba, esto es un poco reflejo de la vida real, con gente que te sorprende para bien y para mal y personas que aparecen y desaparecen. Pero sí, es chocante a veces y duele también cuando se va alguien al que has cogido cariño. Porque virtualmente también se quiere.
    Y en cuanto a las conductas raras, pues sí, también se dan en la vida real.
    Besazos para ti, María, a mí me pareces una persona encantadora.

    • Ya ves, Paloma, una copia de la vida real. Supongo que es porque esto también es la vida. No puedo remediar el sentir pena cuando alguien me cuenta sus penas y sorpresa cuando parece que ni me conoce. Pero, como digo por ahí arriba, se trata de saber donde puedes depositar tus cariños. No cambiar ¡por supuesto! pero con algo de cuidado.
      Y a mí me parece que… me has cogido cariño 😉 😉
      Besazos, guapa.

      • Te entiendo porque a mí también me sorprenden y me desconciertan esas reacciones. Sí, María, eres muy cariñosa y me pareces buena persona.

  16. María mi niña la verdad es que a mi me ocurre lo mismo hoy me sorprendía por ejm. más de 30 me gustas en la entrada de canal Youtube y resulta que ni 15 personas vieron el vídeo, pues así podría hablarte de las otras entradas, no se corresponde una cosa con la otra, supongo que la gente va precipitada por falta de tiempo quiere aunque sea mostrar su cariño al menos con un me gusta, no lo sé. El caso muchas veces como dices y ahora que me siguen y del mismo modo correspondo siguiendo a tantos magníficos blogueros, a mi al menos el tiempo no me da para comentar a todos.
    Pero me preguntaste el otro día y me he restado muchas horas de descanso por leeros porque se que del mismo modo me mostráis vuestro cariño o al menos debería de ser recíproco. TE MANDO UN ABRAZO CON TODO MI CARIÑO MI QUERIDA MARÌA, y aprovecho para levantarme que ya tengo el pompis anestesiado de estar sentada leyendo las entradas 🙂 muashhhhh.

    • Silvia, cariño, es que tú eres un crack! Después de que me contaras tu actividad de cada día, casi estaba yo agotada. Volvemos siempre a la falta de tiempo. Muchas veces desearíamos leer todos los blogs a los que seguimos, pero es un trabajo imposible. Quizá por eso los “me gusta” son, en realidad, la forma de expresarnos que han pasado a vernos y que nos dicen “hola”. Así lo veo yo. Lo que no veo son las confidencias y luego el silencio total. Pero como ya he dicho en varias respuestas, ya he aprendido.
      Espero que a estas horas tu pompis se haya despertado 😉 😉
      Un abrazo inmenso, princesa.

  17. El tormento de la duda que aflora súbitamente ante el poeta, querida María. ¿Seré yo misma? ¿Que buscarán en mi? … son preguntas que todos nos hacemos, bueno, la verdad es que a mi me gustaría que me pasasen, pero no, a mi me pasan en vivo. Para tu consuelo te diré que hoy, me he encontrado a un amigo de esos que da miedo encontrarlos y le he saludado con un tímido “holaquetalcomoestás” … y el tío va y me lo cuenta.
    Un abrazo, María, eres un ángel.

    • Bueno, querido Enrique, varios amigos me han dicho que esto es como la vida misma. ¿Qué buscarán en mí? Pues no lo sé, pero de lo que estoy segura es que un buen par de orejas sí que buscaba 😉 😉 Debo estar contenta por la confianza? Tampoco lo sé. Lo que sí sé es que las personas que me interesan están ahí y ahí seguirán. Lo sé.
      Si es que hay que hay personas a las que no les debe de preguntar, ni siquiera en tono bajo!
      Y tu eres un encanto!!!
      Muchísimos besos de tarde.

  18. Creo que pasa a menudo, lo que lamentas…
    Es como en la vida…: caminamos junto a una persona, y , al rato , ya encontramos a un nuevo amigo que nos acompaña para otro trecho de camino…
    Y así sigue….
    Te abrazo, María !

    • Eso es lo bueno de la vida, querida Anna! Que cada trecho vamos acompañados de alguien diferente y al final del camino permanecen aquellos que valen la pena. Todo son enseñanzas.
      Y yo siento ese abrazo cerca y te dejo otro para ti.

  19. Querida María, por tus palabras se ve que te ha afectado mucho ese suceso. Ya te han dicho muchos Blogger lo mismo: si son cosas que nos pasan en la vida real con gente a la que vemos y en la que confiabamos y nos llevamos una gran desilusión, imagina en este nuestro mundo virtual… Peor para esa persona porque tu eres una gran mujer, cariñosa y nos tienes a muchos que te apreciamos un montón. Yo también siento no poder pasar más, no poder ver todo. Y que desaparezcan blogueros ( estarán tomando un respiro ja ja ja). Tu sigue allí con tus bonitos escritos. Un abrazo fuerte y besetes

    • Gracias, Lourdes! Por todos vuestros ánimos y
      consejos ya vale la pena si he pasado un pequeño mal rato. Como dices, es la vida real y mira que decepciones nos llevamos! Seguiré escribiendo para mi y para vosotros porque disfruto mucho cuando lo hago.
      Un abrazo muy fuerte y varios Besetes.

  20. 😀 😀 😀 😀 Perdona que me ría, pero creo que a todos nos han pasado cosas similares.
    Pienso que para mantener la cordura en este extraño mundo bloguero (y en el real también), lo mejor es aplicar una frase que mi bisabuela, una mujer llana y de pueblo, solía utilizar: «Em vols? Et vull! No em vols? Merda per a tu!»
    Quizá, cuando esa persona te envió el mail, estaba en una fase «emotiva» y luego se arrepintió del striptease anímico. De todas maneras… ¿ya has mirado en spam? 😀 😀 😀

  21. Tampoco des demasiadas vueltas al asunto. Este mundo virtual es igual que el real, porque está habitado por personas con las mismas virtudes y defectos. Seguro que también te encontrarás con gente encantadora que te dará alegrías. Tú, sigue tu camino y disfruta de las pequeñas cosas que te satisfagan. Un abrazo muy fuerte, amiga ❤

    • Asi lo hago, magnoliae. Disfruto de las cosas buenas que me trae este medio. Lo de hoy ha sido un pequeño desahogo que me he permitido con vosotros porque sabía que me entenderías. Seguiré escribiendo y visitando vuestros blogs y disfrutando.
      Besazos, amiga!

  22. María a estas alturas ya no debería sorprenderte nada y menos viniendo de un medio cómo es Internet en el cual personas anónimas muestran lo que quieren mostrar quizá no como son realmente. Un fuerte abrazo María quédate siempre con lo positivo a mí me encantó conocerte en persona. Ana.

    • Hola, Ana! Es lo mismo que me ocurrió. Fue como volver a conocerte porque te intuía a través de tus letras. Y ya sé que no debería sorprenderme, pero aun me pasa. Aunque ya he aprendido.
      Un abrazo muy fuerte desde la añoranza de verte.

  23. Ahora comprendo de donde viene mi aprecio hacia ti…..
    besiños no te enganches haz caso… pero como somo dos a mi no me lo hagas jajaja.
    Silvia tiene razón la gente anda muy ocupada…. lo cierto es que al que se aprecia nunca de le olvida…. más besiños… busca tiempo, júntalos para obtener el besazo.

  24. Tienes razón María en el mundo bloguero se establecen lazos y algunos son para siempre aunque no podamos visitar los blog como en otro tiempo.
    Tu blog es y será querido siempre para mi.
    Un abrazo querida amiga 🙂 .

  25. Hola María, no te conozco de hace mucho, pero sabes que te sigo y me encanta tu blog.

    Me ha pasado lo que a ti, al menos 4 veces, alguien que abre su corazón, con quien establezco una relación cercana y de pronto, se desaparecen, algun@s definitivamente, otr@s solamente de vez en cuando algún like o comentario, pero aun buscándolos por el chat o mail, no encuentro respuesta, pero bueno, al princiìo me dolía, ahora ya digamos que me acostumbré, quizá les de pena haberse abierto ante alguien desconocido y no quieren recordarlo o se soluciona su problema y desean olvidarlo, en fin, sus razones tendrán.
    Espero que ya no nos vuelva a pasar, pero si estamos aquí y alguien piensa que lo podemos ayudar, seguramente volverán a requerirnos, sólo deseo que no nos hagan a un lado después.
    Sabes que te quiero mucho aunque poco nos hayamos comentado, estás entre mis bloguer@s favoritos.
    Abrazos de luz intensa

    • Gracias, Silvia!
      Nos conocemos, nos apreciamos y sabemos, las dos, que estaremos ahí para quien quiera contarnos sus sentimientos. Más que dolerme un comportamiento, me sorprendió. Pero ya he visto por vuestras respuestas que eso es bastante habitual. Sólo se trata de aprender a controlar esa espontaneidad que, en algunos casos, no es aconsejable. He tenido la oportunidad de “conocer” a blogueros estupendos y eso ya es más de lo que yo me esperaba.
      El cariño puede atravesar el tiempo y el espacio y por eso te lo envío para que te llegue con la misma sinceridad con la que te lo envío.
      Un abrazo inmenso y gracias, de nuevo.

      • Gracias querida amiga, en efecto aquí se conocen personas maravillosas que llegan a ser amig@s cercanos a pesar de estar muy distantes físicamente.
        Yo también te envío mi cariño, envuelto un en enorme abrazo de luz intensa ❤

  26. María, en su momento también me han parecido incomprensibles los desapegos sorpresivos, sin causa aparente, de aquellos con quienes mantenemos una relación al parecer sólida. Sin embargo, no debemos enfrascarnos. Recordemos que somos lo que pensamos y como tal actuamos. Evitar que naufraguen nuestros sentimientos, fortalece el raciocinio, mejora nuestra capacidad receptiva del libre accionar de otros, sobre el que no tenemos control alguno.
    Un genuino y cordial abrazo.

    • No, Demian, mis sentimientos nunca naufragarán. Son sólidos y bien asentados en mi forma de ser. Quizá debe modificar mi comportamiento, pero no creo que a estas alturas de mi vida lo pueda conseguir. Además me pregunto si deseo hacerlo y creo que mi respuesta es, no!
      Un abrazo grande y cariñoso para uno de mis primeros seguidores.

  27. Supongo que a casi todos nos ha pasado algo por el estilo. En particular extraño mucho, muchísimo a una persona que había llegado a ser muy importante para mí. Pero no critico su decisión, quiero suponer que sus razones de peso habrá tenido para actuar así y respeto eso, a pesar del dolor (no estoy de acuerdo con un consejo que te dieron por allí: “No te involucres con nadie”. Creo que a veces sí hay que involucrarse a pesar del riesgo que ello conlleva. claro está, con cuidado y a su tiempo, no hay que correr riesgos innecesarios en estos sitios donde la mayoría es un todo anónimo). Insisto en que involucrarse no está mal. Por un lado uno es como es y no hay que andar ocultando nuestro ser, por otro lado, no todos actúan igual. Yo mantengo una excelente amistad con un par de blogueros a los que he llegado a conocer personalmente y con quienes nos queremos mucho y de verdad. La amistad que comenzó con lecturas varias se convirtió en una amistad de abrazos sinceros y de cenas o paseos compartidos. Vale la pena arriesgarse.

    Un fuerte, fuerte abrazo.

    • Mi querido amigo, como tú, me he arriesgado y no me arrepiento de haberlo hecho. He encontrado a personas estupendas. A unas las he conocido personalmente y a otras aunque el contacto es a través del blog, no me han defraudado. En ambos casos digamos que, han cubierto mis expectativas. Las que han pasado por aquí y han desaparecido, las respeto porque no sé el motivo por el cual lo han hecho y si en algún momento me he sentido mal por ello, con algo de tiempo y reflexión, he comprendido. Como a ti, ha desaparecido por completo alguna persona a la que tenía muchísimo cariño, pero estoy segura que la razón ha sido muy poderosa.
      Yo soy como soy y así me muestro, por eso así seguiré.
      Un abrazo intenso desde aquí.

      • Ése es el punto María: ser como un es; mostrarse tal cual y seguir el camino acompañados por aquellos que quieren estar con nosotros; para los demás, los mejores deseos y hasta más ver.

        Un fuerte abrazo.

  28. Me gusta tener seguidores y recibir comentarios, pero no me preocupa tanto el número, como el cariño y la cercania de los mensajes. Yo tampoco sigo muchos blogs, y me falta tiempo para leerlos diariamente, pero los que sigo me llegan muy dentro y siento que tengo con ellos una relación reciproca de apreciación y honestidad. Tus comentarios siempre alentadores me animan a mi y motivan a mis pequeños artistas. ¡¡Gracias!!

    • Gracias, Cris!
      Tú también eres una de mis primeras seguidoras. Me gusta tu blog y lo que haces. Me gusta tu manera de ser y esa labor fantástica que realizas con tus alumnos. Por eso mis comentarios son justo aquello que te mereces y mucho.
      Un abrazo muy, muy cercano.

  29. Hola María, yo también pienso esas cosas a veces. Lo que me extraña más es que alguien te abra su corazón de forma privada. La sientas ya como una gran amiga y luego te deje tirada. Decepciona sí. La verdad que somos una pequeña gran familia y nos acompañamos. A veces no puedes abarcar todo lo que quieres leer y te quedas corto, no llegas. Pero lo tuyo es fuerte María , para mí es establecer amistades con correpción y amabilidad y claro nos cogemos cariño. Pero el tema de intimar por privado y desaparecer es muy fuerte. Siento tu decepción. Animo María. Un abrazo

  30. Hace días que no te leo y al llegar a este post… sientes rabia y coraje!!!! Como se puede mendigar cariño y luego, si no consigues lo que quieres abandonas… pero si el blog le gustaba!!!! En fin, estamos rodeados de seres extraños, María.

    • Si, Luis, gente muy extraña. Encontrarme con esa gente, me desconcertó, pero ahora ya lo asumo como parte de las situaciones extrañas que nos toca vivir. Y seguiré siendo como soy porque a estas alturas de mi vida, ni puedo, ni quiero cambiar.
      Un besazo grande y gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s